6 agosto, 2020
Universo

¿El universo existe para nosotros?

La vida tal como la conocemos, es un fenómeno sumamente improbable, bastando solamente una leve diferencia para que no existamos. Entonces. ¿es casualidad?

La vida tal como la conocemos, cuya evolución ha culminado con la aparición de la inteligencia, es un fenómeno sumamente improbable, no sólo por las múltiples y muy restrictivas condiciones locales necesarias para que surja y se desarrolle, sino también porque, a su vez, dichas condiciones requieren un tipo de universo muy específico que las haga posibles.

Bastaría una levísima diferencia en alguna de las leyes fundamentales que rigen el universo, o en alguna de sus características generales, para que la jerarquía de galaxias, estrellas y planetas que ha permitido la aparición de la vida consciente hubiera sido muy distinta y totalmente inadecuada para nuestra existencia.

Esta ajustadísima adecuación de las leyes del universo a la evolución de la vida tal como la conocemos ha llevado a algunos físicos a formular lo que se conoce como principio antrópico.

Galaxias

 

¿Pero qué significa “Principio Antrópico”?

Básicamente: Antrópico significa “relacionado con los seres humanos o con su existencia” y Principio significa “ley”. El Principio Antrópico entonces es la Ley de la Existencia Humana.

«Si la carga eléctrica del electrón hubiera sido ligeramente diferente habría roto el equilibrio de la fuerza electromagnética y gravitacional de las estrellas, y éstas, o no habrían sido capaces de quemar el hidrógeno y el helio, o no habrían explotado. De una manera u otra la vida no hubiera podido existir» Stephen Hawking

Si incluso una sola variable estuviera mal, siquiera un poco, no existiríamos. La extrema improbabilidad de que muchas variables se ajusten de manera prometedora a nuestro favor simplemente por casualidad, más bien ha llevado a algunos científicos y filósofos a proponer que fue Dios quien providencialmente diseñó el universo para satisfacer nuestras necesidades específicas. Este es el Principio Antrópico: que el universo parece haber sido ajustado para nuestra existencia.

espacio-tiempo

 

¿Pero qué tan cierto es?

Empecemos por nuestro hermoso planeta tierra. Si hubiera demasiado de sólo uno de los muchos gases que componen nuestra atmósfera, nuestro planeta sufriría un efecto invernadero imparable, pero de la misma forma, si no hubiera lo suficiente de estos gases, la vida en este planeta sería devastada por la radiación cósmica.

Otro caso es la cantidad de luz que refleja en relación con la cantidad total de luz que absorbe. Si el albedo de la tierra fuera mucho mayor de lo que es ahora, experimentaríamos una congelación fuera de control, pero si fuera menor de lo que es, experimentaríamos un efecto invernadero imparable.

Tierra

Ahora vayamos un poco más alejado, su campo magnético. Si este fuese un poco más débil, seriamos devastado por la radiación cósmica, pero si fuese más fuerte que el que tenemos actualmente, quedaríamos devastados por fuertes tormentas electromagnéticas.

Su lugar en el sistema solar. Si estuviéramos mucho más lejos del sol, el agua en nuestro planeta se congelaría, pero si estuviéramos más cerca de este, herviría. Y estos son solo algunos ejemplos de los muchos factores que deben ser perfectos. Somos muy afortunados de vivir en un planeta privilegiado, en un sistema solar privilegiado, en una galaxia privilegiada y en un universo privilegiado.

Básicamente todo mantiene el parámetro exacto y necesario. De no ser así, otros modelos de universo serían posibles, pero jamás la vida.

Campo magnetico

Ahora, la pregunta para nosotros es, con tantas constantes universales y parámetros cosmológicos que definen nuestro universo, y con tantas posibles variables para cada uno, ¿cómo es que todo queda dentro de un rango de valores extremadamente estrecho que se requiere para nuestra existencia? El consenso general es que estamos aquí por casualidad en contra de enormes dificultades, o por el diseño intencionado de un agente inteligente.

Algunos defensores de la perspectiva del “estamos aquí por casualidad”, han tratado de nivelar las probabilidades en contra de la suerte fortuita sugiriendo la hipótesis de un escenario donde nuestro universo es sólo uno entre muchos en lo que se ha denominado multiuniverso. Esto le da a la naturaleza muchas más oportunidades para “hacer las cosas bien”, disminuyendo significativamente las probabilidades en contra de su éxito.

multiverso

Imagínese innumerables universos sin vida en donde una o más de las variables necesarias fracasan para caer dentro del rango específico de valores necesarios para la vida. La idea es que finalmente la naturaleza acertaría, y al parecer lo ha hecho como lo demuestra el hecho de que existimos (o así el argumento continúa). Somos los afortunados cuyo universo tropieza con la combinación correcta de los valores cosmológicos. El Principio Antrópico a veces se menciona como bases empíricas para el otro multiuniverso matemáticamente hipotético.

Los teóricos del Diseño inteligente toman el Principio Antrópico como nuevas pruebas a favor de su tesis de que la vida fue diseñada por una mente maestra trascendente. Los sistemas biológicos no sólo llevan el sello distintivo de diseño (el contenido de información del ADN, la complejidad especificada, la complejidad irreducible, etc.), sino que el universo que apoya y proporciona un contexto para la vida, parece haber sido diseñado como un medio para ese fin.

La mayoría de la información fue recopilada de: gotquestions.org

Temática sugerida por: Andrés QC

ADN

Más contenido

Categorías