23 septiembre, 2020
Inteligencia

¿Por qué hay gente más inteligente?

Hemos escuchado sobre grandes genios o de gente que a tu parecer es mucho más inteligente que el promedio, pero ¿Es solamente genética lo que nos diferencia?

Según un estudio publicado en la revista Nature, las personas con un CI (cociente intelectual) más alto tienen más probabilidades de tener menos conexiones entre las neuronas de la capa externa del cerebro,

Si bien investigaciones previas sugirieron que los cerebros más grandes son de hecho más inteligentes, una mirada más cercana a la arquitectura microestructural de nuestro órgano pensante sugiere que no se trata solo de más células cerebrales, sino de una conexión más eficiente. Esto es, el motivo por el que algunas personas son tan inteligentes es porque tienen menos conexiones neuronales, pero mucho más eficientes que los demás.

Así, el equipo internacional de neurólogos utilizó una técnica no invasiva conocida como imagen de tensor de difusión con múltiples capas en resonancia magnética, para tener una idea de la densidad y las ramificaciones de la materia gris dentro de los cerebros de unos 260 voluntarios -hombres y mujeres-.

Inteligencia

Cada participante del experimento también realizó una prueba de razonamiento compleja culturalmente justa, produciendo una variedad de puntajes que van de 7 a 27 respuestas correctas de un total de 28 posibles.

Al unir los datos de imágenes con los puntajes de las pruebas, los investigadores encontraron que aquellos con habilidades analíticas más altas no solo tenían más células cerebrales, sino que también tendían a tener menos ramificaciones entre las neuronas en su corteza cerebral.

Luego recurrieron a una base de datos de casi 500 mapas neuronales dentro del Human Connectome Project (Proyecto Conectoma Humano) y hallaron el mismo patrón de mayor coeficiente de inteligencia y menor interconectividad neuronal.

En un primer momento, puede parecernos contradictorio, pero parece que las neuronas adicionales no transmiten más información entre ellas.

Inteligencia

De hecho, investigaciones anteriores habían demostrado que, a pesar de tener más neuronas para compartir el funcionamiento del cerebro, los cerebros más inteligentes no tienden a trabajar tan duro, pues muestran menor actividad metabólica al ser sometidos a una prueba de cociente intelectual, en comparación con aquellos que ‘luchan’ por obtener puntajes altos.

Esta observación ha llevado al desarrollo de la hipótesis de la eficiencia neuronal, que sugiere que el poder analítico de los grupos de células nerviosas no trata de presionarlas más, sino de conectarlas de una manera que minimice el esfuerzo. De forma más eficiente.

Los cerebros inteligentes se caracterizan por una red delgada pero eficiente de neuronas. Esto permite alcanzar un alto nivel de pensamiento con la menor actividad neuronal posible“, explica el neurólogo Erhan Genç de la Universidad Ruhr Bochum (Alemania).

Inteligencia

¿Es lo único que influye?

Existe un factor genético, pero eso es sólo uno de los múltiples elementos que te van convirtiendo en una persona inteligente, y por eso existe diversidad en los niveles de inteligencia. Si quieres ser más inteligente, debes esforzarte. La inteligencia no es algo estático; se va nutriendo y depende de ti.

Cada uno de nosotros es una persona única, una amalgama de material genético heredado que es afectada por influencias externas. Cada persona posee un conjunto único de material genético que produce variaciones en las capacidades, que a su vez se basan en su interpretación de las experiencias del entorno.

Julián De Zubiría, consultor en educación de la ONU Colombia, afirma para BBC Mundo:

Quizás en otro siglo se pudo entender, pero hoy no es así. No es un concepto simple. En la vida no hay gente que sea o no sea inteligente, sino que hay gente que se va volviendo más o menos inteligente según tenga más o mejores padres, maestros y medios culturales enriquecidos.

Inteligencia

Según De Zubiría, una persona tiene una condición inicial genética y física y luego va adquiriendo las diferentes inteligencias (porque existen diversos tipos), y el entorno tiene mucho que ver con eso; por este y otros factores, se considera que hay personas más inteligentes que otras.

¿Qué es mejor: nacer inteligente o nutrir la inteligencia?

Hoy, los psicólogos reconocen que tanto la genética como el entorno juegan un papel determinante en la inteligencia. Actualmente, los estudios se centran en definir exactamente cuánta influencia tiene cada factor. Los estudios señalan que entre el 40 y el 80% está relacionado con la genética, lo que sugiere que puede tener un papel bastante importante, pero no definitorio.

Un niño puede nacer con genes brillantes, pero si ese niño crece en un entorno desnutrido y no tiene acceso a oportunidades educativas, es posible que no obtenga buenos puntajes de IQ.

Inteligencia

Además, según un estudio del Centro Nacional de Información de Biotecnología de Estados Unidos (NCBI), otros factores biológicos como la edad materna, la exposición prenatal a sustancias nocivas y la malnutrición prenatal también pueden influir en la inteligencia. Se sabe que los primogénitos enfrentan mayores expectativas de los padres, por lo que tienden a desarrollar un mayor nivel de inteligencia racional.

¿Es importante ser inteligente?

Los expertos coinciden en que la inteligencia racional y lógica, que suele medirse con el IQ, no es determinante para el éxito en la vida.

Si bien existen diferentes tipos y niveles de inteligencia, en general es un concepto que está sobrevalorado. La compasión, la comprensión, la ternura y la honestidad quizás sean valores que pueden ponerse por delante (o que forman parte también) de la inteligencia.

Fuentes: muyinteresante.es y ecoosfera.com

Inteligencia

Más contenido

Categorías